jueves, 18 de octubre de 2012

"El simple misterio del monte quemado"

─“Elemental querido amigo, el hombre viéndose acechado por la constructora, arruinado por los créditos decide por su cuenta y riesgo, que si pone fin a todo quemando su finca, conseguirá por un lado que la empresa se eche para atrás y no siga construyendo cerca y que el seguro se haga cargo del crédito pendiente haciéndose el muerto. Con lo que no contaba era con un par de sabuesos como nosotros”
─De todas maneras jefe se escondió fatal, creo que hasta un tonto le hubiera descubierto, lo peor de todo este sinsentido, es que destruyó una gran extensión de monte.

No hay comentarios: